"Cuando un naturalista se enamora de la naturaleza, ya nunca tendrá suficiente"

Sir David Attenborough

viernes, 21 de mayo de 2010

EL AGUA (Primer milagro)


En la antigüedad era considerado como el primer elemento, hasta que, precisamente, nuestro naturalista de cabecera, Alexander Von Humboldt, demostró que el agua estaba compuesta por dos volúmenes de Hidrógeno por cada volumen de Oxígeno. El divulgador científico John Emsley, dijo que “el agua es una de las sustancias químicas más investigadas, pero sigue siendo la menos entendida”.

Es el ingrediente fundamental de la vida, sin cuya participación esta es, sencillamente, inimaginable. Se trata de una sustancia química insólita que acumula un repertorio de extrañas propiedades químicas y físicas que hacen posible, entre otras cosas, la vida tal y como la conocemos. Analizando las características del agua, podría parecer que ha sido diseñada exclusivamente para ser aprovechada por lo vivo. Evidentemente la realidad es exactamente la contraria: Lo vivo ha ido tejiendo su complejidad alrededor de la matriz del agua y de sus maravillosas cualidades.
Estas son algunas de ellas:
- El agua posee una estabilidad poco común en la naturaleza, pudiendo cambar de presión, temperatura, de estado, etc… sin que sus moléculas se vean alteradas químicamente. Esta estabilidad es uno de los pilares de la vida.
- El agua bloquea solamente la radiación solar ultravioleta de rango alto, haciendo posible así que las plantas acuáticas y algas absorban la energía solar.
- El agua posee un índice de capilaridad extremadamente alto. La capilaridad, que es la capacidad de un líquido para ascender por un tubo en contra de la gravedad, es la que hace posible la circulación en las plantas vasculares.
- El agua es un disolvente increíblemente potente, que puede disolver un rango de sustancias distintas bastante elevado. Todos los componentes principales de las células se disuelven y se mezclan bien en el agua, requisito imprescindible para los intercambios químicos que actúan en los mecanismos de los organismos vivos.
- El agua, debido al enlace de hidrógeno entre las moléculas, posee un índice bastante alto de capacidad calorífica específica (de hecho el segundo índice más alto, después del amoniaco) así como una elevadísima entalpia de vaporización (es la cantidad de energía necesaria para que una sustancia que se encuentre en equilibrio con su propio vapor a una presión de una atmósfera pase completamente del estado líquido al estado gaseoso). Estas dos inusuales propiedades son las que hacen que el agua "modere" las temperaturas terrestres, reconduciendo grandes variaciones de energía y haciendo posible la vida
-La densidad del agua líquida es muy estable y varía increíblemente poco con los cambios de temperatura y presión. A la presión de una atmósfera y temperatura de 100 Cº el agua líquida tiene una mínima densidad (0,958 kg/l). Al bajar la temperatura, aumenta la densidad (por ejemplo, a 90 °C tiene 0,965 kg/l) y ese aumento es constante hasta llegar a los 3,8 °C donde alcanza una densidad de 1 kg/litro. Esa temperatura (3,8 °C) representa un punto de inflexión y es cuando alcanza su máxima densidad. A partir de ese punto, al bajar la temperatura, la densidad comienza a disminuir, aunque muy lentamente (casi nada en la práctica), hasta que a los 0° disminuye hasta 0,9999 kg/litro. Cuando pasa al estado sólido (a 0 °C), ocurre una brusca disminución de la densidad pasando de 0,9999 kg/l a 0,917 kg/l. Esta insólita cualidad la distingue de la mayoría de líquidos y permite entre otras cosas, que el agua sólida, el hielo, flote sobre el agua en estado líquido. Si se comportase como el resto de los líquidos, las capas superficiales en contacto con la atmósfera fría se congelarían y se hundirían, repitiéndose el proceso hasta que las masas de agua estuviesen completamente congeladas, imposibilitando el desarrollo de la vida.
- El agua, debido a interacción entre los diferentes dipolos eléctricos de su molécula, causa una atracción en la red, lo que explica el elevadísimo índice de tensión superficial. Este índice favorece numerosos procesos biológicos.








No hay comentarios:

Publicar un comentario